Final feliz

En días inciertos como el de hoy, me gusta cerrar los ojos e imaginar un final feliz, disfrutar de el y sonreír con los ojos cerrados, los finales felices son posibles, todos tenemos uno en nuestro futuro, quizá no se parezca en nada al que soñamos, pero es un hecho que todos lo tenemos. El reto es tomar el camino correcto para llegar hasta el.

"Tus ojos vieron mi cuerpo en formación;
todo eso estaba escrito en tu libro.
Habías señalado los días de mi vida
cuando aún no existía ninguno de ellos." Sal 139:16

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Que bueno que nuevamente tengas tu Blog!!! Tu vàlvula de escape.
Dama de las Mariposas

nairim dijo...

Welcom STM